MÉTODOCC desarrolla sesiones de coaching personal y organizacional.
Las mismas abarcan las diferentes áreas de desarrollo:

Gestión
Relación
Comprensión
Conexión
Sistematización

 SESIONES DE COACHING PERSONALES

El coaching cristiano es un proceso de aprendizaje a través del cual transformamos el tipo de observador que somos. Aprendizaje, en tanto se procura expansión de la capacidad de acción efectiva. Mas no solo eso. Sabemos ya que toda acción resulta del tipo de observador que cada uno es. Observador es la forma particular en que un individuo otorga sentido a la situación que enfrenta, antes de intervenir en ella. En consecuencia, al transformar el observador, construimos nuevos y diferentes sentidos, que transforman también nuestras acciones.

Las sesiones de coaching se basan en un espacio de confianza y desarrollo de conversaciones que incluye todo tipo de preguntas significativas, que promueven la reflexión, el aprendizaje, el compromiso y la exploración de alternativas para tomar decisiones.

Y para lograr un desarrollo y crecimiento personal pleno y perdurable, es necesario aprender y practicar ciertas habilidades. Saber priorizar, comunicar eficazmente, gestionar el tiempo y otras habilidades serán contempladas por el coach, atendiendo siempre a las verdaderas necesidades del cliente.

Todas las intervenciones están acompañadas del seguimiento de los progresos.

SESIONES DE COACHING ORGANIZACIONALES

Cada vez más organizaciones ven a las personas como el recurso principal y procuran capacitarlas para que trabajen más efectivamente. Sin embargo, el coaching va más allá y agrega otros ingredientes a la iniciativa de desarrollo: la vida laboral o desempeño organizacional de una persona es más efectiva si ésta pone en alineación su visión, misión y unción, tanto en el trabajo como en el resto de su vida.

Papel del Coaching dentro de las Organizaciones:
– Facilita que las personas se adapten a los cambios de manera eficiente y eficaz.
– Moviliza los valores centrales y los compromisos del ser humano.
– Estimula a las personas hacia la producción de resultados sin precedentes.
– Renueva las relaciones y hace eficaz la comunicación en los sistemas humanos.
– Predispone a las personas para la colaboración, el trabajo en equipo y la creación de consenso.
– Destapa la potencialidad de las personas, permitiéndoles alcanzar objetivos que de otra manera son considerados inalcanzables.

Beneficios de un proceso de Coaching:
– Mejora del rendimiento del personal en el desempeño de sus funciones laborales.
– Desarrolla el potencial de la gente, ubicándolos en cargos en los cuales puedan desempeñarse mejor o tengan posibilidades de mayor desarrollo.
– Mejora las relaciones interpersonales a través de la escucha y herramientas conversacionales.
– Fomenta el liderazgo efectivo.
– Aumenta la implicación y el compromiso de la gente frente a su organización.
– Produce un incremento en valores corporativos y en especial en valores humanos.
– Fortalece el clima organizacional, volviéndolo más cálido, amigable, participativo y confiable.